jueves, 20 de diciembre de 2012

PROFUNDIZACIÓN EN LA PIEDRA LINCOLN (de Londres y Cercanías)

 
 





(desde: Londres y Cercanías)



PROFUNDIZACIÓN EN LA PIEDRA LINCOLN



Piedra

piedra duelo
piedra asombro

(las piedras siempre marcan
no sólo los caminos dentro y fuera del tiempo
hasta pesan en el alma)

piedra tiempo piedra soledad     dura      mortal      lisa
asombro de piedra
      piedra sueño

cuando veces sutiles nos echan a volar
piedra rosario     piedras suecas        ¿danesas?
piedras en faldas movedizas:

donde holandesas diestras pedregosas
las mejores las más terrestres y rubitas

Sumergido en abismo de silencio

Palpando el frío liso        aquella catacumba en soledades
Remordimientos              camionetas y dejos de la España

dudosos                 como la costumbre del pasado

O duros                 esas torres y ventanas sobre el vacío más terrible
y queridas             piedras apiladas como sagradas o putrefactas
                              piedras apiladas
                              montones de sonidos

y hasta mármoles y granitos y su poco de madera
también madera
la madera: mucho más del lado de acá de la dicha
la madera y vidrios
nunca olvidemos a los vidrios
cortan

cortan la luz cortan la presencia iluminan las figuras
las danesas: seguro que eran danesas

El sudor del pulso insistente
subiendo el celestial en desazón
la terquedad
o el aliento y el pulso latiendo de cortado
como insistencia cansada esperanza desaliento
anhelos en espiral
en el grupo de turistas

camino de la torre         del avisado TANNNNNNNNNNNN
rompe tímpanos
y echa a volar sus palomas

aún si en escabeche dicen /nos dicen

Ese mendrugo de luz sólida quemando en el bolsillo
sus cálidos olores silencios musicales bullicios de tacones
sus presentidos aromas /las bombachas
una que otra visión de eternidad
pantorrillas
y hasta muslos

Ecos de cielo     visiones purgatorias       prácticas terrestres
vuelan desde las ansias de pasada turba
antiguos miedos
a recuerdos verticales
a maldad presentida y voraz
o abarcante
de pura roca

Rodeado de organizadas oraciones embrujos y comedias
navegantes       océanos de terca pureza confesoria
cirios inflamados
seráficas duraciones
pecados
esa terrible plaga que aún nos inunda y paraliza
brazos de quietud
manos reflejos
hombros desnudos
alisados muslos /corredores de frío y fuego
ría forma de piedra terrenal y astuta

Y allá arriba en medio del silencio y los vientos
esa campiña /esas lomas /ese parloteo recordando
lo terrestre después de ese tan /que solo fue tan tan/tatan
nada del otro mundo tan emergidos de éste

Deseos de deseos
sabor a fijaciones
a turbados olores a golosinas perturbantes
y un regusto a besadas
a manoseadas entusiastas
a poseídas resonancias inermes del pasado

Visiones por donde penetran

sombras           contritas calizas cruces
luces                cirios como ilusiones
ausencias         rezos y marmóreas

dolores como si al ónix le atenuaran sus tenazas

atrapan indulgencias: un presente de traseros
cantos      ciénagas perdidas
lutos arenosos
alegrías congeladas

y esa agradable resonancia de piedra terrenal
en medio del bullicio de los cielos


Shall you stay for the concert?
(Bach a las siete)

La armonía con sus sombras con sus piedras impuras
colando camuflada el arte del silencio
Luces incitadas     una mano que tienta
la sonrisa que promete:

Four pounds

Naves para el ensueño que no vuelve
Sonoras columnas / Misterio y tiempo

Yes I will (¿o debió ser shall?

Primero una rápida costumbre al chino:
tanta hermosura produce hambre
y la penumbra pide a gritos

Ya solo: refrescar las cañerías
taponar las cloacas:

esas voces celestiales esos violines terrestres
una penumbra bajada del mismo cielo:

pensando: dos horas para regresar a Londres
con una piedra en el zapato
y rodar y rodar

Cuando rotondeando por la A1

no se puede menos que calcular cómo
cómo esa campanuda mole de bronce y de rizos
llegó a tan tan las alturas de lo límpido

sino apilando un gran cerro de polvo y lágrimas

dibujaron esa de Gaus sin bordes
centrada en su girar en el fondo / en las esperas
y sus banales

y quitaron tierra y pusieron rocas varias
y quitaron tierra y pusieron rocas muchas
y quitaron tierra y pusieron rocas tantas

desaforados y obispales y terrestres

hasta llegar a los cimientos de un mar poblándose
algo todo nada
dejando fuera la mayor parte
para que yo: tan

YO     TAN

yo tan me doy cuenta: pudiera soñar centenas después
algo más cierto que recursar a los OVNIS
piramiradores
como roca de sueño arriba de una oruga

las líneas rectas de no más tres sonidos
en la roca Lincoln y su altura





  
  
  

No hay comentarios:

Publicar un comentario