miércoles, 28 de noviembre de 2012

MUERTO RE MUERTO

 









MUERTO RE MUERTO


No puedo doler el dolor de otros
aunque quisiera creer que lo sienta
mi desesperación, desolado
la que me exige este sincerarme conmigo mismo:

no el enorme vacío que inicia quien fue tu compañera
esposa, mi también amiga,
que a nadie puede interesar la finura de las relaciones:
y entonces a qué testimoniar
a qué decir que ya no tendré
con quien de verdad conversar interesados?

¿Dónde estás ahora sino en ese enorme silencio
más allá: en la nada misma
donde no hay cavernas que resuenen?

Ahhh mientras te recuerden
sigues vivo dicen en certidumbre piadosa.
Calmante por lo demás de tan corto
alcance que apenas da para sobrevivientes
que nos miramos unos a otros afirmando nuestras carencias
hasta que también nos vayamos a la nada:

Y te recuerdo, y no nada pasa?:
estás muerto de muerte completa?
lo que quedas es un cadáver?
tal vez serás incinerado: y te dará lo mismo?:

Ido, desaparecido, acostumbrado
de modo violento a tu nada
no hay permanecer después del instante
en que te fuiste apagando a la vista, y de pronto
te cerraste a la vida.

Que hay un alma por allí dando vueltas?
La más grande de las metafísicas humoradas?
da siquiera jugo de testimonio consolador:
no abierto a la oscuridad inmensa
nada de eso: cerrado para siempre y un día.
(cierto si al día lo quitamos de la página).

Pero ahora estoy para engañarme: palurdo:
estas dolidas suposiciones:
aminorar la enormidad de la pérdida.

Así que te confieso: escribo porque fuimos
amigos, fuimos compartientes,
de vez en cuando hasta nos agarramos
y eso sí debe ser testimoniado
o este dolor vacío me hará reventar
en blasfemias:
esas que no sirven para nada pues a la nada se dirigen.

Allá no nos re-encontraremos: no iré con el pedazo
que nos falta
este recuerdo vivo
no allá re-unidos
ya nada podrá des-separarnos.

Sí, Antonio, tal vez haya otra vida?:
No, no te podré cobrar los años que me debes.


A Antonio Fernández Drey
-------------------------------------
frf
01:31 – 29 de noviembre de 2012

09:19 – 30 de noviembre de 2012





   
   

jueves, 22 de noviembre de 2012

QUÉ HACER (de Londres y Cercanías)








 

Es el primero de "Londres y Cercanías"
Por tanto el primero también de:

   (En busca de la nostalgia)
LONDRES: Los Tiempos Dudosos
  





1


 QUÉ HACER




La consigna fue el estudio

Entonces repasábamos: con pausas
prudentes para enternecer la compañía
o atravesar la barrera del encargo

Hasta los coleópteros / las maripositas fueron objeto
de la pérdida

(para qué decir: el qué hacer / los dos pasos adelante)

La joven casada / y su / “viaja a la tierra prometida”
Aquello previsto        Aquello encubierto
Una absoluta certeza de catástrofes:
como tacitas chinas en la quebrazón de las rutinas
la ausencia del azufre / las sillas ordenadas

Porque el ardor         los beneficios     esas casas council
                                  promoviendo el fin de relaciones
Porque si bien           a cup’o tea ya le has adoptado

Porque la cuadrícula de barrios impone la distancia
Porque la Coordinación oculta / porque esa joven que viaja
sonrisas / perciben los muslos atrapantes las nuevas maneras:

ordenados en la pugna /sinsabores/ su manera de salud
y el tiempo parecía recobrado de la mano al alcance:

hasta las mariposas pudieron comprender la discordia


Aglutinar / profundizando / aglutinar
algunos instantes en Islington donde laboristas

eso mismo repetido nunca veces / mantenía el color de la torpeza
como si nada hubiera pasado

porque mucho mejor el Soho y su atractivo
o los coleópteros

Esas explicaciones parecía subvertir la rutina
de añoranzas de emociones como dos de queso
así tal vez un orden impera una manera de dividir
la ciudad en dos clases no conciliables

mientras la energía disipa su desgaste

Jóvenes promueven viejas experiencias
El ansia compartida juega su consigna
La falta de quehaceres engendra el desatino más delicioso:

era la hora del estudiar profundo

Las razones naufragarían re-profundizadas holgándose
certerándolas
como churros en tazón de chocolate

Entonces camas abstractas permutan
dóciles conjunciones
pichangas concretas: a la una en punto

La joven casada de Moscú recién vuelta a su alegría

otra salva las distancias
promete una más íntima coherencia en su sonrisa de aburrida
una mejor absorción del fish and chips y las samosas

Una visita a la Tate              algo más que tesitos
un pasar a la National          la cercanía de viejos
parecían:                             qué traición de consistencia:

No conocerás         seguirás: tan inteligente como siempre
y el pub se hizo la rutina

Oh promoción de estupideces


frf
últimos ajustes para su ingreso a la Precaria de In-Éditos
el domingo 01 de noviembre de 2015
(ajustes de espacialización)





  
  

miércoles, 21 de noviembre de 2012

EN EL JARDÍN DE LAS DELICIAS (de: Cosas del FaceBook y Otras Tripas)

 
 




 
 
(Cosas del FaceBook y otras tripas)




EN EL JARDÍN DE LAS DELICIAS



Me dormí masticando galletas de puro cansancio:
la ansiedad de rutinas que renuevan

Quien duérmese masticando galletas
crece en gordura sospechosa

sabían a galletas
                                monitos

Qué letras ésas las signadas:
cuales:
l e ó n / g a t a / t i t í
valvas y vulvas
no serían ya horneadas curvas dispuestas
Aventuras
Sílabas fueron         /morfotremas en aquelarres turgentes:

monitos hurañaban delicias
y una mayor bestia tragaba manos
muslos tragaba
su lengua como molino
los asunteques sacudía

                                hasta el alma amonitaba
espasmos después del amanecer

Sudorosa tiritante temblequienta
un regusto a caníbal letrado
la saliva amarga
una carraspera silábica en las cuerdas:

estornudos alergizados aventaban textos bestiales
que recitaba un vampiro:

Corrí por ajos: Menos mal: los olvidé todos:

Aún así: me pondré a régimen:
Enteraré declaraciones salubres:
leeré poemitas de amor
hasta que se me pase el susto:

y por un tiempo: me dedicaré a la carne.


-------------------------------

frf
13:50 – 21 de noviembre de 2012





   
   

TEXTO PARA EL JOLGORIO en serio (notas para: Cosas del FaceBook y Otras Tripas)










(de: Cosas del FaceBook y otras tripas)



TEXTO PARA EL JOLGORIO
notas para cosas del FaceBook y otras tripas
en capas sucesivas


Me alegro que sea de esos:

<Vi una mariposita, / y me puse feliz feliz, / porque te quiero tanto tanto, / y me amas amas como a un trebolito / de cuatro hojas, mis falditas / bien compuestas, te añoran hora, / y rezumo dicha dicha / y almíbar dicha porque la vida es bella bella.>
ok: no me parece siquiera quiera que armen esas repeticiones para que no salgan tan de pocos grados... y seguro que a todo le ponen "yo yo" y "tú tú"... <Yo vi una mariposita... y tú me amas amas... y yo yo rezumo...humo? y tú tú me adoras…>
Ok: no me hagan caso caso... amanecí con ganas de idolatrías...
Hace 4 minutos · Me gusta gusta


Fernando Reyes Franzani Capaz que un día desarrollen uno así...si?  pero eso será + adelante ante

10:49 – 18 de noviembre de 2012
------------------------------------


frf
21 de noviembre de 2012

y entonces podría ser éste:



TEXTO PARA EL JOLGORIO en serio




Me alegro que sean de esos que re-lucen en los grupos:

Vi una mariposita volando volando
y me puse feliz tan feliz de ir por los cielos azulados
porque te quiero tanto tanto
tus alas de plata y oro en su vuelo
de amor
y me adoras también tanto
tanto me idolatras
que yo te venero aún más, mucho más y más
en las nubes doradas y rosadas
exaltamos como a un trebolito de amor
de cuatro hojitas juntos seremos:
me quieres nada poquito y no
pero sí mucho amada
ni me abandonas y respetas
como a tu tesoro
y allí está tu corazón de verdad

y mis falditas
bien compuestas y plisadas
te añoran hora como mis alas
y rezumo dicha tanta dicha alada
y almíbar dicha también tanta
porque la vida es bella

tan bella que eres mi mariposa amada

Y te daré un abrazo y un beso castos
y serás la mujer más dichosa
y yo tu príncipe que te defienda
y jamás te ofenda
y siempre será la aurora
de una vida realizada

ok: no parece siquiera, que como pasión no pueda ser menos que una maravilla etérea digna de arrancar a la perdición de todo intento de menoscabarla, quieran creer, arman esas dichas y así no salgan nada menos distinguidos y seguros de su temperancia y hablante ejemplo de todos a emular que a nadie pueda excluir y dejar de atrapar esa ausencia de "yo yo" y "tú tú", i.e. <Yo vi una mariposita / y tú me amas amas / y yo yo rezumo /¿humo? / y tú tú me adoras hora/ y yo te haré feliz porque soy del mate la última; lo cual no se apunta, pero se valora el esfuerzo de llegar a la pureza originaria>

Ok: no hagan caso tampoco: amanecí con ganas de beatificaciones y arrebatos...
Hace 4 minutos · Me gusta gusta

Fernando Reyes Franzani Capaz que un día uno así...si? pero eso será + adelante; hora a facebooquear en tanda de tandas
frf

10:49 – 18 de noviembre de 2012

o

frf: Capaz que un día desarrollen uno así...si?  pero será + adelante ante

hora a facebooquear en broma, que en serio: la plataforma la pena pena no vale vale, cuando las inteligencias te echan fuera fuera

frf





  
  

miércoles, 14 de noviembre de 2012

LLORANDO POR MENOS TONTERÍA (de Textos Meticulosos y otras Menudencias)

 
 








(desde Textos Meticulosos y otras  Menudencias; el 1°)





LLORANDO POR MENOS TONTERÍA
(Lágrimas a tomar en cuenta y otras nimiedades)


Nada de veleidades narcisas debiera ser aceptado
pero se lo hace con las oscuras y nauseabundas

aquellas insignificantes y pueriles
de las diarias rutinas
ni Dios lo quiera:

A quién podría interesar
de las propias insipideces un concilio?

Y si taras singulares?
como si ni siquiera mismito las aguanta
y las reprime a sueños
a más de un experto en miserias y náuseas
o a un comedor de copuchas a como vengan
o a cualquiera si bien textuadas
pues la cuestión no es profunda
en lo que dice sino en cómo se lo argucia

Cuáles los odios       cuál la coartada
agresivas o mansas o burlescas
bien irían en un sofá y una oreja
y coladas pasarían en textos bien tejidos
y mejor planchados

pero aguantar las propias menudencias cotidianas
o valentías de bacinica
como si heroicas fueran
sólo el espejo de un narciso
las escucharía como tocado
pues por eso mismo que en él se miran
los no conscientes de su vegetando centrados
en sus reflejas maneras y soserías

ya bastante con soportar a medias
cada uno sus propias banalidades
o intereses de pacotilla
como para ir a otros y esperar
que las lean al menos medianamente
comprometidos y en sus engrudos atrapados
salvo si torcidos y barrocamente alambicadas
los sonidos que camuflan en palabras
ritmos que se entuertan

Pero los Ay / claro que los hay
que a eso se dedican
y ni siquiera se dan por enterados
en sus lineales tonadillas:

Así toneladas de papel de piedra se malgastan
anaqueles se llenan
que si alguna vez puedan ser triturados
lo serán por sociólogos y sicólogos
investigando medianías
que ayuden con las no torpezas y los no delirios
de modos cuyos rastros allí se encuentran
a modo de resacas:

fruslerías así           a quién interesarían
salvo si rastreando el contenido
de banalidades superfluas monótonas naftalínicas?

Cada vez que pillen un texto
de iniciadas desmayadas suitiquerías: ay me dejaste
que si en el inicio fueron aladas
las rutinación ya hace tiempo que las mata
o certeras macanas triviales: te quiero tanto
o hasta melindres sobre amores infinitos
o insignificancias en pueriles te añoro tanto

tirar para las moras la lectura y el trasero
aparece como el camino más seguro
no hay tiempo para todo lo del ego y sus rutinas
si fútiles y vanas

muy distinto si podridas y nauseabundas

Ahhhh mucho mejor indagar sobre las Voyager
al menos confirma que Galileo
le dio un chirlo a su amiguete de blanco:

Explica que ahora justo horita
arrepientan: cuando ya no es gracia
ya no es iluminación para nada     ni siquiera gratuita
hora sólo ejercitan la contención de daños
el alargamiento de los embauques en el tiempo de la decadencia

otra cuestión es velones que se prendan solos
a oscuras en secreto a ver si pasa
para nada de banal
a ver si lo interpretan como honrados   /piensan
y de la paloma las luces ahora trompeteadas   /sueñan
y con públicas excusas y romper de mantos   /embaucan
y que nos siguen jorobando

¿A quién interesa lo que opine
un solterón ya pasada su fecha vencimiento?
El retiro más adecuado dejó pasar su ex cátedra
su derecho a renovar la esperanza en lo podrido

Ni que estuviera inspirado    oye tú
ni que estuviera inspirado    suspiran feligresas
pero ay carajo
esos aún nos macanean
y no en vano estrujaríanse allí palabras

¿A quién puedes atrapar si a tú    fulanita
de lunas vacías y de lunas cucarras
llévante de apunte o nada
si lo único en que pienso es agarrarte
las entrepiernas     y nada resulta?:

y después aventar mariposas en el prado
o leyendo una curiosa antología

esos rayos sedosos o etéreos
vibrantes     núbiles      con que irradias la locura:

¿Alguien?
Ese alguien estaría más que justificado
ni personaje arrancado de una silva
ni un aburrido tejer las bagatelas

Y por supuesto nada de andar
detrás de tu boca
tu boca de rubí y conchaperla terrible
esa de azucenas y aromas de hachis
salvo para una mamada experta
o reiteraciones sobre las otras       /que a nadie epata
o tu sonrisa: mmm tu sonrisa:
eso todo lo justifica

ni se imaginan lo bien que manejas
la lengua    la vaporosa     rugosa y táctil:

Y desde que te haces la sueca:
bien puedes con la truculenta quedarte
cerrada o afanando aquelarres
ya no buscamos escapularios ni lagartos
desde que las Pioneer nos dejaran
con la boca abierta

Ni siquiera a los tontos de remate
les ocurriría dedicar
rebuznos que ciertamente nada atrapan
y si lo hicieran    entonces
vamos soltando la guita

¿Puede interesar que a veces se amanezca natre
cansado     a patadas hasta con la infancia?

¿Y si despiertan jubilosos    ángeles de la guarda
metensicosos     leones a vela?
Honestamente a Alguien?
mmm

Si así fuera: lo indican     porfa
para no hacerle el quite:

tiempo necesitamos en orden a pesquisar
lo que maquina la Cassini: esa mina
sí que la pena vale
dele que suene engatusando a el Saturno
subiéndose las faldas
haciéndole ojitos
hay un tiempo para todo

si hasta en sus brazos triturones y filiales
seguro que iráse a consolar:
ella y su plutonio cancerígeno
en un delicioso enervamiento incestuosillo
que no pasará colado aunque no produzca
ni un brillo en un paf en sí insignificante
que dará término a amores para siempre recordados

/Visitas de cuervos /peleas con la amante /sombras arrejuntándose
/bellas tejiendo /soldados noctámbulos yendo a putas /
todo eso pase /hasta prevaricaciones o violaciones y arrumacos

Mas fuera todas las cretinadas
sólo interesa la forma amanerada y más diciente
esa que agarra la cola y desparrama escamas

Así que: si escribes: menos sonserías calugosas
y más deleites / aún de un campito en la ladera

o seguiremos soñando con una de catorce


------------------------------------------------ 
frf
14 de noviembre de 2012







Ayuda a los !!! :




Los españoles lo saben: "una de catorce" es el premio mayor
de una lotería donde se le apuntan a las catorce alternativas... 
   

frf
últimos ajustes para su incorporación a la
Precaria de In-Éditos
el martes 17 de noviembre de 2015





El POEMA GEOMÉTRICO (en diapositiva más su comentario)


 


 


(a propósito de Pitágoras de Samos)









NO! por ningún motivo...



 Y aquí una versión murmurante del comentario:



EL POEMA GEOMÉTRICO



El círculo dichoso tiene como radio razonable
la raíz de dos:
/carnalmente unidos esos dichosos
en su sueño vectorial de dolorosas pesadillas
pitagóricas

Unidad signada por el calor del segmento naranja:
donde uno más el otro son dos y dos /es/ uno en su unidad
pues si escarbamos y extraemos
//sería// anaranjada
con certeza irracional que abajo echa toda persuasión
de un continuo racional bien comportado:

Si lo cuadran volaría doblemente dichoso:

todo círculo duplicado en música
prima del espíritu eterno y juguetero
lo añoran: en orden a jorobar los desvaríos

Un círculo irracionalmente dichoso
///fuera/// naranja en su unidad
mientras resuena:

la inconmensurable eterna primavera
sin alubias    ciertamente:

Un Etna-Vesubio en el corazón redondamente
numérico del ente




frf



 

miércoles, 7 de noviembre de 2012

INTERFERENCIAS EN EL ESPEJO (de Cosas del FaceBook y otras tripas)

 
 





(desde: Cosas del FaceBook y otras tripas)



INTERFERENCIAS EN EL ESPEJO



Había una que en las mañanas
siempre un olor impregnaba sus sueños
eso la excitaba:

como cabra enferma por la hierba mañanera
se disparaba en la búsqueda:
pero, a típico:

invariable iba a dar a un barranco a punto
o a ese peñasco allí mismito
o a su acantilado agorero
o a una excusa para saltar:

y así, hasta el día siguiente en la mañana
cuando otra vez ese olor marino.

Un día introduje la sintaxis de un riel en paralelo
de un hipérbaton eché a correr una eficaz locomotora
y en la exacta espacialización adecuada, los crucé.

Ahora despierto con un extraño olor:
algas marinas
viniendo del punto final.


-----------------------------------------------------------------
frf 10:28 – 06 de noviembre de 2012







  
   

sábado, 3 de noviembre de 2012

RECUERDOS DE UN DÍA SOLEADO (desde Si tan sólo existieras)

 
 
 



(desde: Si tan sólo existieras)



RECUERDOS DE UN DÍA SOLEADO




Esa subida a la blancura donde juntos la suerte prueban
como propio:
Bien que en la distancia compuesto
como si hoy los ajetreos y emociones,
las coordenadas de esos tiempos, indecibles,
ya estaban vencidas, sin retorno a la esperanza

lejos la laguna tóxica, al interior del tráfico
del tumulto
sueños             biselados en el reflejo
desgastes         porque el tiempo no pasa en vano
hielos               como esa cortesía esperanzada
gafas                marcando el abandono
bombones        porque la cortesía cauta
acarreos           que no permiten desatentos
y una que otra orquídea
y otro que en 20 más en deterioro,
quién lo creyera, se probó casi uniformado.

Lo recuerdan como hoy:

Miré la nieve en tus ojos, más tarde confesabas,
es decir, quién existe sino sólo tú, / y tu ondular,
esos desesperos, algo que ocurra de imprevisto,
y tu permanecer descontrolado, y tu herir medusa,
y tu destinar en desatino,
y yo, ¿yo?, casi nada:

Todo, y fuiste
el espacio pulsante, cerca en sus manos
tu extrema desidia,
es un decir,
ese aroma de fresias, ese sabor de limas
candorosas de nefastas,
y sutil dejos o putrefactas como herejes lujuriosos
o cándidas beatas de sus velos cubiertas y terribles

nada, y qué cielos futuros, qué decir, ambos
embriagando los propios líquidos o contactos o
experiencias congeladas que ya no dialogan,
de ayer y cuánta dicha en los nevados
deseos los des-unen apenas y frustran
locuras cuerdas que los atan, porque nada mejor
que la ternura en estos casos cuando desahuciados
insisten:

De hoy y ni siquiera la distante y efímera
pasión inexistente y demorada.

Recuerdas su pelo abombado y mal trecho
cubriéndote orejas en olvido,
la imposible permanencia del furor
esa muletilla estética ya había mutilado
a dimensiones conversables
y era lo que más atracción irradiabas,
de ti, ¡qué desperdicio! de carne en aras y las
palabras escapan o renuentes
para cubrir su enfado
(o ya las tiene bien perdidas de encontradas)
esa bola de nieve recuperas con rabia de recuerdos,
justo en medio de los sueños
pica cierta o poca de futuros
y de los pasos pasados como si niños
en enfado y taimas.

Esa claridad del día es el miedo de olvidar todo ese tiempo
que los separó ineludible y que no se empoza,
y que volvieron a un renuevo, a un
más ajeno, aún más que ciudad cubierta
de jardines y callampas donde jamás visitan
y sabes que allí están amenazas futuras,
desquicios presentes, modificaciones de rumbo.

Y ahora que lo recuerdan
como si hoy vienen llegando
vuelta de hace 20 años, y paf,
de sopetón dan narices contra quejas
ese imposible luminoso de locuras y salidas
en cama postrera de 20 plazas y un día, y firma
donde entibia el ausente silencio
como si hoy vienen conocidos y ajenos:

Lamentan que él regresa donde ella le espera
acogedora de turbia
y tú, tú te vas donde te mantuvo prisionera:
que la ausencia se manifiesta como arrebatos
por tantos y tantos de comedia intentos,
ahora que lo precisan cuando ni la urgencia:

Qué desperdicio, haber juntos al retorno
y que nada, como retórica crujiente y blanca,

nada, salvo los ríos turbios
nada juegan venidas y rastros,
nada como si insuficiente no fuera además
olvidando las palabras, cándidas y morales,
los sabores, la primavera abrupta ahuyentada,
del olvido, fácilmente previsible las llamadas o
el colesterol, y te empeñas que se ponga
el diente que le falta.

Qué desperdicio. / Sí. / Qué desperdicio.