jueves, 29 de septiembre de 2011

FABULAMIENTO

        
   
  
   
   
   


A veces nos da por experiencias cuando, más sabido que la Inquisición, esa Santa inmácula católica apostólica y romana, las lecturas también son jugarretas: Que muy sabido, royos para el eterno principiante de olvidos, las plumas a la batayola: Ola Hola Ola No así, decía su hermano, quel queltegüe tiene patas vadantes vadantes o no es más que cuento.








F A B U L A M I E N T O




Imaginan qué maquinó el casador     en lo más oscuro
                                                           de lo solo
después que al perro                          su rival en la maceta
le infló de oro la barriga?                   camino del mercado?

Era el tiempo de la espesura. Era el tiempo de las heras.
Era el tiempo de las nieves.



Relamió a la Cenicienta          Esa pobreza santa
día tras día                               exquisita
y hasta en los recreos              destinada al cielo
                                                terreno del jolgorio
para su eterno resguardo         su entronación
del tesoro perdido                   su delirio exquisito
                                                su tan malamente guardado

Cuando el bosque de la dicha por el camino de la ciencia.
Plagado de manzanas enanas y unanos dichosos.


Con la cesta ya vacía:                                En maldición de la
                                                                  costumbre
                                                                  vomitiva y rancia
La brujita miraba dichosa en el espejo      su flacura
                                                                  su más hermosura
                                                                  su reciedumbre
                                                                  de esqueleto

O la casita en la pradera.
Los zapallos. Los zafiros.


y la roja reía                                Ni una queja
                                                    relamías los colmillos
ayyyy ayyyy ayyyy                     extasiada

recordando al puerquito                         esa vez primera
y el delicioso susto que le metió            según los sabios
en las entrepiernas                                  del inconciente

Para edificación de las pequeñas.
Larga vida las campanas. Dichosas las nieves.
Envueltas en sus capitas.

Y prometió repetir los desconsejos                    El hartazgo
a la pata de la letra                                             del absolvo

 

   
Moraleja:

Cuidado si no tienes
de tus avances otros cosecharán el partido.

Y si llegas a la edad de merecer
mejor te desahogas con una cura.

(De esas sanadoras o pulentas).






Y por supuesto que seremos pillados con las masas en las manos: en lecturas de la literaria XX del siglo de la crítica: que ya cuando edificantes nos llenaron de historietas de construidas, pequeñas y cachondas para la moralética del encausamiento.



domingo, 25 de septiembre de 2011

DÍPTICO DE AMOR PENUDO (el 37 de Acerca de Naufragios)









desde: la parte: La reiteración de la Práctica


de: Acerca de Naufragios



37



DIPTICO DE AMOR PENUDO





Complicado, al menos algo, decir una cosa por otra y atrapar sentimientos ajenos y delirios des y / amados, y si es que se le da al palo:

Primero construir los ladrillos y apilarlos: y que no parezcan legos. Ahhhh después desapilarlos, que aparezcan casuales. Lo peor: la materia ya es prima: esas deliciosas cercanías que tanto nos atrapan: sus oscuras humedades, sus pomelos en tinieblas. Viene el canibalismo y la autofagia, y nunca nos cansamos de volver sobre lo ya vómito, porque somos inseguros, y quedamos hambrientos.


Cansa posible. Algo frustrante. No nacimos para arquitectos, pero dándole y dándole a la pelota, un penal se espera convertir. Uno siquiera al menos.








I



AMOR MÁS FUERTE QUE LA DISTANCIA




Ese cuento de ciencia ficción
ese que no sospecho su título
ni su autor: todo fue en        
roca que grabaron.               



Él, seguía
                   sus pasos.                        piragua tras piragua
Ella,
                   los suyos.                        o en la estela de las lanchas

 
Se seguían.
                   Se casi tocaban.
Se husmeaban el rastro.                    como áspides.
 
 
La noche que se encontraron fueron dos
desesperados / perdidos, / en el mismo
comentario:
 
 
Virtuales. Sin café.                            grabándose las letras.
 
Como pixeles desolados?

(Más unidosseparados que
por esa roca del tiempo en el espacio):
 
Ni eso!



(A veces se recuerda, de Nietzsche, la importancia del punto final. Entonces usas la navaja del corte, y quedas dudoso.)


----------------------------------------------------------------------------





II



CANCIÓN DEL DOLOR TRANQUILO
(la verdad calcinada)





                                                                      <Trata de retenerlas, poeta,
                                                                                             cuando despierten en tu mente>
                                                                      Kavafis





Hoy he visto hebras de cabello como mariposas
transparentes / en un relicario

atacan apariencias           su decir en tiempos oscuros
apaciguan deseos            iluminando la esperanza
acumulan tesoros            crean estallantes augurios / certezas y recuerdos

mirando al través de los reflejos:

Pero ni así creo en Él:

Aunque los alacranes, en ella, sonrían
las palomas fiestas hicieran en sus ojos
rayos de risas que asoman, / truenos de paz aletean
relampaguean sus demandas de estudiante movediza

(protejan los Hados sus miradas y deseos)

porque es tarde:

Es tarde, / y el tiempo no retorna
y vas con él.

y / Ni aunque hubieras despertado.



Y dueles de la vida: porque te nació muy temprano; o a ella muy tarde. No queda más que apilar y seguir apilando, como si fueran mandarinas.
---------------------------------------------------------------------------------------------------






   
  

lunes, 19 de septiembre de 2011

EL BIENAMADO DE LOS DIOSES (nueva versión)







EL BIENAMADO DE LOS DIOSES





El mercado regula solo su dominio:
planea ojo avisor a cualquiera carroña
nada escapa a su vuelo en las profundidades
del egoísmo
y si no le interfieren conduce al mejor de los mundos
con hambre
al de los óbolos en vida
a las acomodaticias reliquias sagradas
la población de escarabajos rastreando excrementos
los sentimientos que prueban su existencia en todo lugar

Sobran ansiosas esperanzas en busca de su premio:
volverán a sumergir en el pueblito abandonado: el retorno
crecerá como la espuma

desregulando y desbarrancando:
el cálculo de lo efímero
disputando a carroñeros aventajados
exigiendo la primacía de sus garras y picos
excediendo en lo probable las exquisitas arrancadas de tarro
las metamorfosis orgásmicamente abrumadas de la santa
místicos abruptos del espíritu:
la pobla acogerá redundantes las hijas del exceso

Sus avispas y creadoras:
gozan merecidas: enviadas del Eterno
que si no aquí en la otra tendrán su merecido
su tesoro amarillo o verde o desplumado

(Herederos de los tátara antes del olvido
no queremos rechazar: la bienaventura
donde también sus creadores y misterios)

El mercado engendra el fundamento: nuestras
sociedades + civiles y sagradas y venerables
el poder transparente de lo que repta
como lo más oscuro de lo oscuro:
lo claro de lo claro
la piedra ara de los sólidos Estados
de belleza y delicia y condominio:

la fe                            esa uteración codificada
                                   re signada en lo malholiente
                                                       de lo sacro
                                   en la fuerza del pasado: lo sólido
la esperanza                en lo escrito y vagabundeos
                                                       heredera de libros
la caridad                    en gotas rebalsadas como exuberantes
                                   reliquias preciadas en el ara
                                   y sus excrementos

Los Mall: los embelecos
el oro-pel que amalgama
protege la inocencia
promueve el goce de las ingles

Los capi-listos sortean sartén por el mango
y conceden indulgencias:

gozan los corcovos del amigo justiciero
bendicen los dioses tutelares
ejecutan la maldición prometida:
evitan el destierro

Para quien conoce y manipula los clubes
de la secta iluminada:
el mercado:
el paraíso en predestino
aquí en la tierra           de llanto       dudoso:
el reino de dios prometido a los humanos:

Propiedad                   el ara de la dicha
Libertad                      nuestra autocondena en el fracaso
Igualdad                     asegura merecidos y aromáticos
                                   cadáveres y simulacros

(Fraternidad?:             antiguo grito descarriado
aditamento como mirras o balandros o telégrafos
sociedades esotéricas en la retaguardia o
la contemplación del ombligo
trasnochados inciensos    magnetos polarizados
utopistas o carniceros
antiguallas de moda en la morálica molicie de la plata
y el oro y eternos como filosofales guijarros)

En el mercado: vario pintos engendrados todos como hijos del dios
                                   más verdadero
                                   el de los 70 veces 7 engendros

Igualdad:                    tú y yo         esperanzan la fuerza del manejo
                                                       los 700 más uno
                                   yo y tú         la amortizo por decir algo
                                                       como tres en uno
relación sutil entre iguales necesarios
obedientes y divinos

Propiedad:                  tú                 brillan dueño libre
                                                       redento asiático
                                                       mariposa consagrada
                                                       69 exquisitos
                                   el ser            la fuerza del sudor
                                                       la oración concedida
                                                       sin ataduras el más libre deseo
                                                       como estrella que guía
                                   nos               propietarios propietarios como tú:
                                   tan otro        tan cordero
                                                       los medios del hacer: las palomas
                                                       sonríen los cuervos:

amorosa relación suficiente             LA FAMILIA
                                                       cementa iguales con iguales
                                                       tortugas con amarras
                                   jurídicamente crismas en la fe
                                   los papeles y las dichas

Libertad: tú                 albedríaca carroza amapola
                                   arriendas la fuerza sudorosa
                                   y al enviado das hosannas
ella                              libremente en la amistad y la avaricia
                                   adquiere y realiza los deseos
                                   al mejor postor: ya no siervos
                                   ya no duques salvo armaduras herrumbradas

Fraternidad:                Nosotros
                                   de vez en cuando / solo como héroe
                                   cuando         mueres de hambre casi
                                   la salvación de las almas

entonces cariñoso       yo:               doy limosnas:
                                                       que sigas existiendo

y
él
refocile
a continuar                  la caridad bienamada:

engendran hermosas                       esperancen
                                                       los privados
                                                       reluzcan las tiaras
                                                       los callados

En el mercado / por él y en él: / crean mariposas individuos:
                                   iguales         a la espera de la dicha
propietarios                                     el sudor de la especie
                                   libres:           en la condena originaria:

Felices                                            como chanchas en el barro


(Y el dinero?:              el barro        el barro
                                   el barro        la troca que te exuda:
                                                       el 666
                                   el acomodo de Juan
                                   el lodo nos forma
                                   la ceniza que nos paraísa prometidos
                                   el barro y la higuera
                                   que nos arma: cementa
                                   quimera real: nos atrapa y rige
                                   el cielo prometido

y domina y adopta      la forma de quimera:
                                   de capital como signo
                                   de miles de manos:
                                                       de dios en la tierra)
                                   de en todo lugar: de en lo ve todo
                                   de en lo ansia y lo bendice
                                   y lo ilumina


¿Y esto es un poema?
                                                       Aguaca con lodoco

                                   dicen misioneros



viernes, 16 de septiembre de 2011

DEFINICIONES EN ESPIRAL






DEFINICIONES EN ESPIRAL
(o la multiplicación de los peces)



- Qué es el mercado?

El hacedor de maravillas?: lugar rancio: allí
inter trucan
una pata quebrada       un cohete a goma
los excedentes del ganado:
                          penetra
al interior           gruñendo como espada
abre lo húmedo /conmociona a las condesas

generalizando innecesarios
                     como si a toda luna la brillara
iza singular al cambiante:
                     tortuga que se arrastra

despersonalizando     no más princesitas de rubí
innecesario                no te mira ni la Lili Hi Lo
como a superfluo       (se ríe la Scarlitta)
                     a pelota de aserrín
disgregado    buscando su muñeca     no tiene vituperio
                     de trapo en                     cuanto a la lipidia
                     los espejos                     reflejan trocas insensatas


- Y el Único generalizado?

Ah!
Ay!

No + que río como vaca gorda
río
comida por vaca flaca
río
comida por vaca gorda
río
comida por vaca flaca
río
comida por


- Hasta Cuándo!

Hizo en mí      maravillas

vaca…/ qué qué qué /… hasta globaliza


- Y el Eterno globalizado?

El mugido sordo de una vaca gorda
/ comida / por una vaca flaca

comida por dos vacas gordas / comidas por vaca flaca
comida por tres vacas gordas / comidas por vaca flaca
comida


- Basta!

Nada me habrá de faltar

Basta que 7 in div i duo s multipliquen por 70 personas:

(70 veces 7 innecesarios    Como un Booz sin campito
disgregados                       para espigar a la Ruth
competitivos                      embobada por el ruido

en 9 x 9 universales y sujetos           inmunes al autobombo
y centrales cooperando):      sin fanfarrias
                                         la sabia simpleza
                                    de lo lleno

cuando sólo puedas recibir lo que das:

Amor si amor
Paz si paz

(Y no te vistes con el sudor ajeno)

No hay +     / : ese único hacedor de maravillas


- Dónde la viste!

El axioma de elección:

Puedes extraer un elemento de cada conjunto del arreglo:

Pero no te dice cómo. No asegura que ella
                                    no prefiera el oropel
 
Por eso: de esfera sólida como pan /que partas en cinco
ingenias
re-construir dos:
tan sólidos / tan de la misma
simpatía / con sabor a lámpara
y a la doble multiplicación del Marcos
echándose cortados al Pedro / sus secuaces


(pero ojo: ella puede seguir prefiriendo el oropel)

- a eliminar la carencia de contacto

(Sí      Qué otro:      el directo?)

expandir la igualdad de relaciones
una alfombra voladora para cada muñeca
aroma de eucaliptos

(pero ella puedes seguir prefiriendo el oropel)

Donde si enfocas sonrisas      te sonríen
Si visitas enfermos                 te visitan
Si amas / capaz que ella siga: / prefiriendo el oropel

- Y la propiedad privada:
entonces
sin bacinicas ni alfajores?

A la sombra de relación flaca y querida
obscurecida en claro por relación flaca y gorda
comida por relación gorda y flaca
comida


- Sí    Sí    Sí     / eso       eso        eso /     el capital

Y ella puede prefiriendo         seguir el oropel



LA UNDÉCIMA PLAGA






Ah, las anécdotas, tan entretenidas, si bien dibujadas. Aquí viene una: espero que nadie dude de su veracidad, que la rastreé en la Biblia de los Catecántricos, y se sabe que es verídica: sus letras góticas tan bellas, sus iluminaciones en oro, púrpura y azul cobalto, radiantes sus demonios, soberbios sus ángeles, lo prueban:







LA UNDÉCIMA PLAGA





Este que una vez un río había escuálido
cuyas aguas apenas hacían murmurar
las piedras.

En su rivera pastaba una vaca flaca,
flaquísima:
y todas las personas, en rededor, salvo las moscas
vivían flaquísimos de su escuálida a penas leche
y lozanía.


Algunas tomaron – personas fueron –posesión de la vaca:
espada a mano, y que los otros les transfirieran
leche:

sus escuálidas raciones,
en cambio de vales / vales con esfinge de vaca:


y se pusieron gordos y rozagantes
gordos y dichosos,
y gordos convencieron a los escuálidos a canalizar el río:


éste creció y creció y creció
y se cantarinó torrentoso
y creció tanto / tanto / que parió una vaca gorda
que comió:
                                             comió a la vaca flaca
                                                        y mugió:
gorda gordísima

y todos:
                gordos y flacos
reconociéronse individuos dichosos y en gracias
en gracias del número de la vaca.



                            Pero vino una sequía
              y el río se encogió
y parió una vaca flaca:

se comió a la vaca gorda gordísima, chuata!
y siguió tan flaca




       y los flacos, más flacos,
y los gordos, más gordos;
       y vinieron lluvias torrenciales

y el río creció
                  y creció
                       y creció
                           y parió:

una vaca gorda
                                 / que se comió a la vaca flaca,

y se puso la + más gorda gordísima de todas,


y los gordos     + gordos
y los flacos       + flacos,

y así,
hasta que enrabiados los individuos
ya personas olvidadas
eligieron 1 consejo en medio de las moscas:



Y dijo el oráculo, / y el intérprete como eco:




Produce poco
                      y pasas hambre.
Produce mucho
                      y pasas hambre.
Siempre pasas hambre.

Salvo que acumules,
entonces:


Acumula poco
                      y pasas hambre.
Acumula mucho
                      y pasas hambre.
Siempre alguien pasa hambre,

salvo que trabajes:


Trabaja poco
                      y pasas hambre.
Trabaja mucho
                      y pasas hambre.
Siempre alguien con mucha hambre,

a menos que estudies:


Estudies poco
o estudies mucho
siempre alguien
                       cesante,        (dado a la parranda)
                       innecesario,  (salvo en sus filitas)
                       superfluo,     (sustrayendo vales)
rechazado en los espejos,

tan olvidado de este dios del río oscuro,
tan en su cielo, / tan necesario,
hecho de hambrienta mirra santosacra,
                sediento incienso voluptuoso,
                pestilente oro y su delicia,

aunque te asomes a la ventana como vaca gorda
comida por vaca flaca comida
por vaca gorda
comida,

y así

hasta que los individuos vuelvan a ser personas:

Y habrá sólo personas atléticas,
y vacas pastando.

Ese fue el eco que escucharon.



Es posible que la traducción que encargué, haya resultado demasiado libre… pero quién puede con La Palabra? Se me informó que el cantántrico está su poco contaminado de arameo; así y todo dejo, al benevolente lector, en estos tiempos de reposo, que piense lo mejor que le parezca, según su albedrío, cada cual según su albedrío.





Nota: no fui permitido fotocopiar las maravillosas miniaturas de unas vacas gordas y flacas a lo largo del texto: propiedad privada en registro se me hubo informado.